Dos tumbas antiguas que datan de hace unos tres mil 500 años fueron descubiertas en la ciudad de Luxor, anunciaron las autoridades de Egipto el sábado, y dijeron que esperan que eso ayude a revivir al sector turístico.

Las tumbas, localizadas en la orilla oeste del río Nilo en un cementerio para nobles y altos funcionarios, son el último descubrimiento en la ciudad, la cual es famosa por sus templos y tumbas que abarcan diferentes dinastías de la historia del antiguo Egipto.

“Es realmente un día increíble”, dijo Khaled al-Anani, ministro de antigüedades. “Ya se sabía de las tumbas de la 18va dinastía, pero es la primera vez que nos adentramos al interior de dos de ellas”.
La ciudad de Luxor es famosa por sus templos y tumbas que abarcan diferentes dinastías de la historia del antiguo Egipto. EFE/K. Elfiq

Al-Anani indicó que los descubrimientos forman parte de una campaña del ministerio para promover la vital industria turística egipcia impulsada por los aficionados a las antigüedades, luego de recientes ataques y agitación política.

El ministerio dijo que una tumba tiene un patio con paredes de adobe y piedra y que contiene un pozo funerario de seis metros que conduce a cuatro recámaras laterales.
Esperan que con este descubrimiento logre revivir el sector turístico. AP/H. Elrasam

Los artefactos que se encontraron dentro eran en su mayoría fragmentos de ataúdes de madera. Las inscripciones en las paredes y las pinturas insinuaban que la tumba pertenecía a la época entre los reinados del rey Amenhotep II y el rey Thutmosis IV, ambos faraones de la 18va dinastía.